El adulto mayor y la ejercitación (2/2)

El adulto mayor y la ejercitación (2/2)

En la primera parte nos referimos a la seguridad para ejercitarse y cómo comenzar, y los tipos de ejercicios y sus beneficios

¿Qué considerar para establecer una rutina de ejercicios?

Necesitamos iniciar con un calentamiento, de al menos 5 minutos, el cual puede consistir en caminar lentamente, al aire libre o en una confortable máquina caminadora o elíptica, y hacer estiramientos de los grandes grupos musculares a través del cuerpo, siguiendo un conjunto de simples ejercicios.

Después pasamos a los ejercicios, aeróbicos, anaeróbicos o combinados, para lo cual resulta muy recomendable, y en algunos casos es requerido, contar con el apoyo de un profesional que:

  • Indique el circuito a realizar y las pautas para cada ejercicio
  • Supervise y corrija la ejecución
  • Monitoree el bienestar durante la ejercitación
  • Registre y motive el progreso

Al terminar, necesitamos aliviar y relajar los músculos forzados a través de estiramiento por al menos 5 minutos. Cabe destacar, que esto brinda el beneficio adicional de incrementar los rangos de movimiento.

Un alerta importante es que el ejercicio sólo hace bien si nos estamos sintiendo bien. Si está resfriado, con gripe o algún otro malestar, espere para ejercitarse cuando se sienta mejor. Si llegasen a pasar 2 semanas sin ejercitar, empiece de nuevo poco a poco.

¿Cuándo debo llamar al médico?

Su sus músculos y articulaciones duelan mucho al día siguiente de la ejercitación, baje la intensidad la próxima vez. Pero, si hubiese dolor o incomodidad persistente, debe hablar con su médico. También, si tuviese alguno de los siguientes síntomas mientras ejercita.

  • Presión o dolor en el pecho
  • Dificultad para respirar o falta de aliento
  • Vértigo o mareos
  • Pérdida de equilibrio
  • Nauseas

Ejercitarse es un condicionante clave para su bienestar

Un estilo de vida activo es más importante que nunca a medida que nos hacemos mayores. La ejercitación con regularidad ayuda a aumentar su energía, mantener su independencia, y manejar mejor los síntomas de enfermedades y dolores. Además, también es buena para su mente, humor y memoria.

Si ya empezó, excelente. Si no lo ha hecho, ¡empiece ahora!

Escrito por el equipo editorial del Centro de Bienestar Activo, C.A. – Fuentes: {deporteysalud.info, enciclopediasalud.com, familydoctor.org, nlm.nih.gov, helpguide.org }

Leave a Comment